Proyecto MIGRANTES

Proyecto MIGRANTES

Ya ha transcurrido la primera mitad del 2018, el grupo Migrantes sigue vivo y con ganas de seguir adelante. Este grupo reúne a jóvenes del interior del país que migran a Montevideo para estudiar y/o trabajar. Algunos retornan a sus casas todos los fines de semana, pero otros lo hacen 2 o 3 veces al año. Por eso este grupo tiene la misión de contribuir en el fortalecimiento de estos jóvenes que llegan a Montevideo con muchos sueños, proyectos e ilusiones. 

Ps. Inés Marzaroli Almirón

TESTIMONIOS de nuestros migrantes

Migrantes se transformó en un apoyo fundamental cuando me vine a vivir a la capital,  de apoyo para compartir mis inquietudes, el nuevo convivir lejos de mi familia. Además de reunirnos  cada 15 días, somos un grupo de amigos, organizamos salidas para conocer la ciudad, y ahora las reuniones son preparadas rotativamente por algunos de los integrantes con varios temas de interés grupal y los talleres de juegos. Este mes tuvimos la posibilidad de participar de las Rondas y en las actividades para el Día del Niño con el grupo San Miguel de Montevideo. También dimos las bienvenida a nuevos integrantes que ya participaron en la última jornada. ¡Migrantes invita a todo joven Kolping del interior… a sumarse!.

Ana Camila López, 
San Jorge, Durazno.

Migrantes se basa en la inserción de jóvenes del interior que se mudan a Montevideo. La intención es poder ayudar a que se adapten con más facilidad a los cambios que conlleva mudarse a la ciudad. Juntarte con gente en tu misma situación es lindo, dado  que es como que te teletransporta al interior por un rato, y te olvidas de la locura montevideana. Siempre poniendo el estudio por sobre todo, e insistiendo con fortalecer la vida grupal y la buena relación entre los integrantes del mismo. El grupo cada vez se nota más unido y más compenetrado más allá de las diferencias horarias que manejamos todos. 

Bonifacio Moreira, 
Cerro Colorado, Florida.

“Hola a todos, quería comentarles que formo parte del grupo Migrantes que se reúne cada 15 días en el Hotel Kolping o en otros lugares dependiendo de la actividad que desarrollemos. Decidí integrarme a él porque me comentaron que hacían un acompañamiento en varios ámbitos (personal, educativo, etc.) para los que éramos del interior, y además estaba el hecho de no alejarme de la Obra por haberme mudado. Puedo destacar que cada encuentro tiene lo suyo, tenemos momentos para todo o sea para planificar una actividad, hablar sobre cómo nos sentimos, cómo nos está yendo los estudios, bromear, etc. En general me siento cómoda y bien con el grupo ya que son personas que conocía de antes entonces eso me ha servido para integrarme más y conocerlos más también. Apostamos a que el grupo crezca y que los más viejitos podamos ayudar a los nuevos integrantes a que no abandonen sus sueños y objetivos ya que sabemos que el cambio de mudarse del interior a Montevideo es algo grande y nuevo.

Pilar Ballarini 
Villa del Carmen, Durazno.